Dermografismo, una condición de la piel

Dermografismo, una condición de la piel
Dermografismo, una condición de la piel


Las señales de dermografismo surgen con frecuencia en el cuero cabelludo, en el área genital y en las plantas de los pies.

El dermografismo o dermatografía es una condición de la piel que provoca que las personas desarrollen marcas en relieve tras rascarse la piel; esto es, nada más rascarse, los rasguños se enrojecen y forman ronchas elevadas parecidas a la urticaria.

El nombre popular para este inconveniente es escritura sobre la piel; una descripción adecuada de esta pronunciada reacción que es más común entre los adultos jóvenes.

Aunque la palabra dermografismo pueda parecernos un tanto exótica, para los que la sufren no lo es. Afecta al 2-5% de la población y se cree es una de las formas más habituales de urticaria, pues representa del 7 al 10% de todos los casos de erupciones cutáneas e hinchazón.

De tal modo, que el dermografismo se produce nada más frotar/rascar la piel sin que se produzca picor como en otras patologías dermatológicas.

Por su parte, la comunidad científica parece tener consenso acerca de que la dermatografía es una reacción alérgica al liberar anticuerpos específicos (IgE e IgM) en respuesta a raspaduras, presión o irritación leve de la piel. Por lo tanto, esta respuesta provoca la liberación de histaminas, que causan las ronchas.

Elementos que pueden agravar el dermografismo

Ejercicio, Calor, Frío, Estrés, Alcohol.

Por otra parte, las marcas suelen desaparecer en el lapso de unos 30 minutos, aunque es posible que las ronchas subsistan más tiempo. Los síntomas a esta reacción que evoluciona rápidamente (unos 5 minutos después de haberse rascado) son peores por la noche. Así mismo, la zona en la que la ropa se roza con la piel como los cuellos de las camisas o las líneas de las medias son las zonas más habituales.

Los síntomas de la dermatografía por lo general son peores durante la noche. El alcohol, el estrés y las altas temperaturas pueden aumentar la picazón y el malestar asociado.

Prevención: Lo más importante es identificar los desencadenantes que agravan la dermatografía, como el estrés. Según un estudio publicado en 2014 en la revista JEADV, el 44% de los participantes afirmó sentir que el estrés inducía episodios agudos de dermatografía.

(También puedes leer: La Biotecnología en la alimentación. Conoce sus beneficios)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.