Beneficios del biomagnetismo para salud

Beneficios del biomagnetismo para salud
Beneficios del biomagnetismo para salud

El biomagnetismo médico es un sistema terapéutico en el que se manipulan imanes para combatir parásitos, bacterias, hongos, virus; y otros gérmenes que son la causa de diversas enfermedades para nuestro organismo.

Estos imanes se utilizan en diversas zonas del cuerpo, como si se tratara de un rastreo o escaneo. Una vez reconocidos los órganos y tejidos que sufren una distorsión, el terapeuta aplica un conjunto de imanes en esos puntos durante 10 a 15 minutos a cada persona.

El biomagnetismo médico modifica la alteración iónica, recuperando así el equilibrio perdido del cuerpo. Entre sus beneficios, podemos destacar los siguientes:

Es compatible con cualquier otra forma de terapia alternativa y también puede utilizarse paralelamente con tratamientos alopáticos tradicionales.

Este sistema intenta detectar las distorsiones del pH del organismo para saber las patologías. El pH del organismo está delineado para gravitar en un sistema casi neutro; y los campos magnéticos de mediana intensidad permiten detectar dónde se está distorsionando el pH.

En teoria el biomagnetismo ejerce un efecto de corrección sobre todas las distorsiones energéticas que se alojen en un organismo enfermo, cualquiera que sea su origen.

En la práctica, esta terapia expone que, aplicando imanes de determinada fuerza y polaridad en puntos específicos del cuerpo; se logra exterminar en tiempo breve, virus, bacterias, hongos o parásitos. Que son la causa de la mayoría de las enfermedades graves del hombre.

Ningún enfermo es igual a otro, el éxito de la terapia biomagnética depende de distintos elementos. Tales como: la edad, estado nutricional, carga tóxica, tiempo de evolución de la enfermedad, remedios recibidos anteriormente, lesiones que ya están establecidas en su cuerpo, entre otras.

Este tipo de terapia reveló que el polo positivo (+) activa, promueve y fortalece los procesos biológicos del organismo, es dinamizador, y provee energía. Consecuentemente, está principalmente indicado en casos de debilidades y desgarros musculares, fracturas de huesos y ligamentos, rehabilitación, cicatrización de heridas, entre otros.

Por otra parte, el polo negativo (-) del imán es sedante, antinflamatorio, relajante e interrumpe los procesos perjudiciales para el organismo; y, está especialmente indicado para calmar o eliminar el dolor.

Desde la primera o segunda sesión el enfermo ya comienza a percibir cambios positivos en su salud. En promedio para casos crónicos pueden requerirse 4 o 5 tratamientos; sin embargo, el número real lo establecerá el mismo paciente y sus patologías.

Los beneficios de este tipo de terapias son cada vez menos reñidos y gradualmente se han ido perfeccionando con tratamientos tradicionales para combatir enfermedades tan complejas como el cáncer.

El Biomagnetismo es una técnica indolora, sin efectos secundarios, sin contraindicaciones salvo algunas excepciones, acorta el número de sesiones frente a otras terapias, lo que implica un ahorro importante para la persona que acude a la consulta.

(También puedes leer: Según la ciencia cuatro tazas de café al día son beneficiosas para el corazón)

Dejar respuesta

Por favor introduce tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.