5 tendencias actuales en el mantenimiento industrial

tendencias en mantenimiento industrial
Al estar sumergidos en una Era totalmente tecnológica, las técnicas de mantenimiento industrial también deben evolucionar. 

Hace un par de décadas atrás, la premisa del sector industrial era producir más y en el menor tiempo, sin importar las consecuencias. Actualmente, sigue pasando algo parecido, pero multiplicado por dos. Las industrias están llamadas a incrementar la producción, con un tiempo de respuesta mucho mayor, sin dejar de tener especial cuidado con las repercusiones ambientales que esto pueda ocasionar. Lo cierto del caso es que, todas estas variables representan un gran reto para los involucrados; la aplicación de nuevas tecnologías y procedimientos serán determinantes para el desarrollo y crecimiento continuado del sector. En ese sentido, las tendencias actuales en el mantenimiento industrial, jugarán un papel fundamental en esta historia.

Es evidente que, el éxito de una industria no está solo determinada por la adquisición de nuevas plantas productivas o por la transferencia de tecnologías modernas; sino también, del aprovechamiento óptimo de los recursos existentes, bien sea instalaciones, maquinaria, herramientas, etc.

Recordemos que toda fábrica, al igual que sus instalaciones mecánicas están en constante deterioro, bien sea por el simple paso del tiempo, por incidencias ambientales, agentes externos, accidentes ocasionales, así como también, la vida útil de todos los activos. Todo esto hace que sea estrictamente necesario aumentar la inversión en el mantenimiento de los equipos, con el fin de sostener los niveles productivos y por supuesto, mantener la calidad de los productos y servicios. Es así que, el mantenimiento industrial siempre ha sido y siempre será el bastión principal de este sector.

Antes de conocer las tendencias actuales del mantenimiento industrial, queremos enseñarte un poco, como ha sido el proceso evolutivo de estos procedimientos a través de toda la historia del sector.

Evolución del mantenimiento industrial a través de los años

Como debemos intuir, desde la revolución industrial hasta este momento, mucho ha cambiado en el sector. Bien sea desde los insumos, herramientas, maquinarias e incluso hasta los procedimientos inherentes a la manufactura. No obstante, siempre ha existido una constante que se ha mantenido de principio a fin, el mantenimiento industrial.

Desde inicios de la industria, nos dimos cuenta que las maquinarias, infraestructura y demás, estaban sometidas a un constante estrés y deterioro, lo que a mediano plazo se convertiría en un problema que afectaría directamente la producción. Es así que, nació la idea de implementar mecanismos para alargarle la vida a las maquinarias, mejorar los niveles productivos y prevenir cualquier acontecimiento que pudiera suponer una parada parcial o total de la industria.

evolución de la industria
Las industrias en la actualidad, están llamadas a incrementar la producción, con un tiempo de respuesta mucho mayor.

I etapa

Los primeros indicios de un mantenimiento industrial, se avistaron ante las primeras averías en las maquinarias. Puesto que, para repararlas y dejarlas nuevamente en funcionamiento se tuvo que parar de forma obligatoria toda la producción. En esos casos, es lo que actualmente llamamos como mantenimiento correctivo o reactivo.

Si bien es cierto, las reparaciones o detecciones de fallas en los productos eran realmente sencillas, debido a que las maquinarias para esa época no eran para nada complejas. No obstante, no había forma de prevenir o predecir dichas averías, tampoco existían estrategias especiales para disminuir las incidencias.

II etapa

No fue sino hasta mediados del siglo pasado, cuando la producción empezó a crecer en escala y en cantidad, además, los niveles de competitividad también incrementaron notablemente. Esto hizo que fuera totalmente necesario reducir costos, mantener la producción y ofrecer productos de calidad, dando paso a los primeros programas de mantenimiento preventivo.

Específicamente en la década de los 60, surgió la idea de establecer una especie de procedimiento que no solo reparara una posible avería, sino que se aplicaran mecanismos para prevenir. Entre estas actividades, se realizaban tareas de investigación de fondo, mantenimiento mecánico, cambio de piezas, lubricación y engrase.

III etapa

Es importante mencionar que, los planes de mantenimiento preventivo además de ser poco eficaces, suponían una inversión que para esa época resultaba un tanto elevada. A raíz de eso, se empezaron a diseñar diferentes dispositivos sensores, capaces de brindar una serie de indicadores, que nos ayudaron a predecir un mal funcionamiento futuro e incluso una avería.

Este notable avance, marcó un antes y un después en el mantenimiento industrial, mejorando con creces no solo la productividad y la continuidad productiva, sino también  ayudó a determinar de forma precisa la vida útil de las maquinarias industriales.

IV etapa

Con la llegada de los equipos informáticos, revolucionó de forma impresionante toda la maquinaria industrial, mejorando la producción, la calidad de los productos, la rapidez y facilidad de los procesos, entre otros elementos. Sin embargo, también supuso un cambio importante en el sector, donde todas las empresas y organizaciones tuvieron que adaptarse tanto logística como operacionalmente a las nuevas tecnologías.

Esto mismo ocurrió con el mantenimiento industrial, el cual también tuvo que modernizarse, surgiendo incluso, los primeros software de mantenimiento industrial. Dichos programas, se volvieron totalmente imprescindible para la gestión y administración de las operaciones.

Hoy en día, las cosas van a un nivel muy superior. Las tecnologías de inteligencia artificial, automatización motorizada (robots), los inmensos bancos de información del big data; así como las super tecnologías de comunicación (red 5G), hacen que las tendencias actuales en el mantenimiento industrial casi parezcan sacadas de un cuento de ciencia ficción.

Tendencias actuales en el mantenimiento industrial

tendencias actuales en mantenimiento industrial
Son varios los elementos los que hacen que las tendencias actuales en el mantenimiento industrial, casi parezcan sacadas de un cuento de ciencia ficción.

Estamos inmersos en una era totalmente tecnológica, donde la mayoría de los procedimientos se ejecutadas a través de un software y monitoreado por un sistema de inteligencia artificial. Esto hace que, las técnicas de mantenimiento industrial también deban evolucionar. 

A continuación, hemos preparado un pequeño listado con las tendencias actuales del mantenimiento industrial, para así entender cómo estas nuevas tecnologías ayudarán a mejorar la productividad y continuidad de las operaciones industriales. 

1. Supervisión y operación a distancia

Hoy en día, gran parte del proceso de mantenimiento industrial se realiza de manera totalmente online, es decir, a distancia. La verdad que esto no debería extrañarnos, gracias a las potentes tecnologías de telecomunicación, es posible hacerle seguimiento a todo tipo de maquinarias e instrumentos en tiempo real, incluso a miles de kilómetros de distancia. 

Esto se está aplicando mucho, en lugares de difícil acceso o con altos niveles de peligrosidad, tales como una plataforma marítima de hidrocarburos y regiones árticas o polares.  A través de esta técnica de «telemantenimiento» se permite a los operarios, trabajar y monitorear a distancia diversas máquinas, evaluar el estado de las mismas y prevenir cualquier avería. Eso sí, todo esto acompañado de elementos de inteligencias artificial y predictibilidad.

2. ¿Reparación de maquinarias de forma sostenible?

Una de las tendencias actuales en el mantenimiento industrial más interesantes de todas es la denominada «fabricación aditiva». Se trata de un procedimiento que le permitirá a las industrias, fabricar sus propias piezas de recambio para las maquinarias averiadas, gracias al poder de la impresión en 3D. 

No es un secreto para nadie que un repuesto de una maquinaria, por más simple que este sea, puede generar la parada de una producción, incluso por largos periodos de tiempo. Con la impresión de partes en 3D, esto está apunto de cambiar. Si bien es cierto, todavía no está totalmente desarrollado, se está trabajando fuerte en consolidar esta tecnología.

3. Fabricas verdes

Al inicio de nuestro artículo, les comentamos que, actualmente el sector fabril se encuentra presionado no solo por el nivel de consumo, sino también por la necesidad de utilizar tecnologías e mecanismos lo más limpios y amigables con el ambiente.

Para ello, se están implementando una serie de sistemas inteligentes HVAC, (Calefacción, Ventilación y Aire Acondicionado), el uso y generación de energías alternativas totalmente renovables, y la puesta en marcha de una iluminación eficiente. Todo esto, para disminuir notablemente el consumo energético y la emisión de gases de efecto invernadero a la atmosfera. 

Con estos cambios que pudieran parecer «insignificantes», se generarán grandes resultados en mediano y largo plazo, evidenciándose en un ahorro energético considerable. 

4. El Big Data como complemento en el mantenimiento industrial

El Big Data es una realidad, desde hace un tiempo se está utilizando este inmenso banco de información, capaz de realizar predicciones que pueden marcar una gran diferencia al momento de programar un mantenimiento preventivo.

No obstante, todo esto se ve potenciado aún más, gracias al IIoT (Industrial Internet of Things), la cual al haber toda una interconexión masiva de todos los componentes de una industria, se pueden recopilar una gran cantidad de datos, mediante sensores e indicadores que permitirán una mejor administración y gestión de la organización. 

Hoy en día, el uso de los sistemas de ejecución de fabricación (MES) y de los SCADA (Supervisión, Control y Adquisición de Datos), hace posible el procesamiento de datos en tiempo real, para desarrollar algoritmos que puedan mejorar el enfoque del mantenimiento pro-activo. 

5. ¿Cómo funciona la tecnología plug & play?

Para los que estamos en el mundo de la informática hace mucho que escuchamos el término plug & play, que literalmente significa conectar y reproducir. Se trata de un mecanismo en el cual, un hardware es conectado a un equipo informático y al instante puede funcionar, sin necesidad de configuraciones o software adicionales.

Sin embargo, en el campo del mantenimiento industrial se trata de un mecanismo que le permitirá a las industrias conectar a máquinas antiguas, tecnologías de última generación, para supervisar el estado de la máquina al instante y notifique a los operarios de mantenimiento en tiempo real cualquier avería posible. 

Como hemos visto, las últimas tendencias en el mantenimiento industrial realmente parecen sacadas de un filme de ciencia ficción. Lo más impresionante de todo es que,  todo esto a penas empieza, la industria 4.0 está todavía en desarrollo, cada día surgen más y mejores tecnologías al servicio de cada sector industrial.

También podría interesarte: Lo que debemos saber sobre las pinturas ecológicas

Agroecólogo de profesión, analista SEO por convicción, redactor por motivación y científico de corazón. Eterno estudiante de ciencias naturales, tecnologías, marketing 2.0 y economía. "No busquemos el éxito, persigamos la excelencia y el éxito nos perseguirá a nosotros"